Qué son ABS y EBD y qué hacer en caso de avería

El EBD, distribución electrónica de la fuerza de frenado o distribución electrónica de la fuerza de frenado, funciona en simbiosis con el ABS, un sistema antibloqueo de frenos, del cual utiliza los sensores de rotación de las ruedas traseras. Vemos Cómo trabajan los dos dispositivos y qué hacer en caso de falla.

ABS, el distribuidor de frenos

El acrónimo ABS deriva del alemán “Antiblockiersystem”, es decir «Sistema antibloqueo»y de hecho explica qué función realiza el dispositivo, es decir, evitar el bloqueo repentino de una rueda después de un frenado brusco.

Como funciona

En primer lugar, es un sistema de Asistente de freno que evita que las ruedas se bloqueen en caso de frenada brusca en superficies resbaladizas. Esto es posible gracias a la presencia de sensores ubicados en las ruedas, que ‘envían señales’ a una unidad de control electrónico. Cuando este último detecta el bloqueo de una o más ruedas durante el frenado, interviene en la bomba hidráulica y disminuye la fuerza de frenado, de modo que el automovilista puede simplemente preocuparse de pisar el pedal del freno sin pensar en el bloqueo de ruedas.

La ECU del ABS ayuda medir la fuerza de frenado, para no perder el control del vehículo. El correcto funcionamiento del ABS se entiende por una especie de vibración en el pedal del freno, lo que indica que la centralita, al controlar la bomba hidráulica, se «comunica» con el pastillas de freno y aprieta y suelta discos en milésimas de segundo.

Precaución no levantar el pie de pedal de freno cuando se perciba la vibración, se cancelaría la acción de frenado.

EBD, el sistema antibloqueo

Pasemos a la EBD, cuyas siglas significan Electronic Brake-force Distribution, y por tanto distribución electrónica de la fuerza de frenado o distribución electrónica de la fuerza de frenado. En concreto, se trata de un sistema capaz de realizar un frenado parcial de las ruedas traseras de un coche, evitando que se bloqueen en deceleraciones bruscas. De esta manera seguramente cada frenado se vuelve más seguro y cada vehículo más controlable.

Como funciona

En casos de deceleración violenta, suele ocurrir que la carga no es la misma en todas las ruedas y esto puede provocar el bloqueo de las ruedas traseras que, al tener menos agarre con el asfalto, tienden a ser más ligeras. Esto implica la falta de direccionalidad del vehículo y la posibilidad de un peligroso head-tail. Por lo tanto, el EBD aligera la fuerza de frenado en una o ambas ruedas traseras para evitar que se bloqueen, especialmente en caso de frenado fuerte, peor aún en las curvas.

Qué hacer en caso de fallo de ABS y EBD

Si con el motor en marcha notamos la presencia de:

  • luz roja de signo de exclamación;
  • luz de advertencia amarilla de ABS;
  • luz ESC amarilla

encendido al mismo tiempo, esto indica una falla de EBD de la máquina y el riesgo de que las ruedas se bloqueen durante el frenado. Se recomienda, para mantener la seguridad en el coche, consultar con expertos.

Ahí Testigo ABS amarillo encendido obviamente indica una falla del sistema ABS, el frenado no pierde potencia, pero la efectividad en condiciones extremas y de riesgo podría disminuir. Por eso, incluso en este caso, es bueno recurrir a la intervención de un mecánico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.