Revision de coche, frecuencia y precio.

El servicio de coche es fundamental para mantener tu vehículo en buen estado, muchas veces es odiado por los automovilistas, sobre todo por los costes que conlleva. Sin embargo, es muy importante para garantizar la funcionalidad de los componentes del coche que están más sujetas a desgaste. De hecho, el costo del servicio del automóvil, a diferencia de lo que a menudo se piensa, no incluye solo el cambio de aceite y filtros, sino varias revisiones del motor, los frenos, las luces, la transmisión y las suspensiones.

Qué es, para qué sirve, por qué es importante

¿Quién quiere quedarse con el coche? condiciones de máxima eficiencia y seguridad debe realizar el servicio a intervalos regulares. De hecho, el simple mantenimiento no es suficiente, los signos del tiempo y el desgaste se sienten en cualquier vehículo y pueden convertirse en daños incluso graves.

El servicio de coche es muy importante porque te permite cuidar de los reemplazo de componentes automotrices más sujetos a desgaste, lo que también puede empeorar el rendimiento de la máquina. El servicio evita inconvenientes e incluso problemas graves, asegurando que el automóvil se mantenga eficiente y funcional a lo largo del tiempo. Los fabricantes de automóviles establecen plazos precisos para el mantenimiento del automóvil y también recomiendan qué controles e intervenciones se deben realizar.

Las intervenciones previstas

La lógica del servicio de automóviles es intervenir antes de que ocurran fallas o problemas mecánicos al coche, revisándolo y manteniéndolo siempre en buen estado de salud. Qué incluye el cupón de coche:

  • en primer lugar un examen visual, para entender si hay elementos para cambiar;
  • comprobar y reponer líquidos: aceite motor, refrigerante, lavaparabrisas, líquido de frenos;
  • sustitución de filtros (aceite, aire, habitáculo, combustible);
  • control de presión de neumáticos;
  • control de transmisión, eficiencia de dirección, silenciador, aire acondicionado, amortiguadores y suspensión;
  • revisión y reemplazo de bujías;
  • Control de luces y sistema de frenado.

Cuándo debe hacerse (y con qué frecuencia)

No existe una regla precisa a seguir en cuanto a los intervalos de tiempo o kilométricos para realizar el servicio, generalmente se indican en el libro de uso y mantenimiento de la máquina. El consejo, sin embargo, es hacer el servicio de coche. una vez al año o cada 10.000 / 20.000 kilómetros recorridos.

Si el coche, por el contrario, utiliza lubricantes “longlife”, entonces el servicio también se puede hacer cada 2 años o 30.000 / 50.000 km. Por lo general, el fabricante recomienda realizar el primer servicio de un automóvil nuevo después de 6 meses o 10,000 kilómetros. Luego, los intervalos de mantenimiento posteriores se escriben en el folleto y siguen siendo los establecidos originalmente por el fabricante.

Diferencia entre servicio y revisión.

El servicio del automóvil no debe confundirse en absoluto con la inspección, como lamentablemente todavía sucede a menudo. En primer lugar, el cupón. no es requerido por la ley (a diferencia de la revisión) y, sobre todo, implica controles e intervenciones en la mecánica y los sistemas del automóvil, recomendados por el fabricante para mantener un alto rendimiento y estándares.

El servicio no es obligatorio pero obviamente muy recomendable para mantener la eficiencia y fiabilidad del vehículo. La revisión, por ley, debe hacerse cada dos años (para autos nuevos después de 4 años de compra), sujeto a fuertes multas.

¿Dónde hacerlo: talleres autorizados o mecánico independiente?

Los fabricantes de automóviles recomiendan realizar el servicio única y exclusivamente en otalleres autorizados y especializados, para obtener la mejor asistencia posible y obtener una garantía extendida. Claramente es una solución que cuesta más que una mecánica tradicional, pero que sin duda permite obtener resultados óptimos.

Los costes del taller autorizado son más elevados, pero se trata de la elección más segura para su propio coche; en este caso el servicio lo realiza personal altamente especializado, que conoce cada modelo de auto y sabe donde poner sus manos. Además, solo se utilizan piezas originales para los reemplazos.

Para no perder la garantía tienes que respetar los intervalos de tiempo indicados por la Cámara y el taller debe dejar una certificación en la que se informen todas las intervenciones realizadas. El cupón de garantía no es gratuito, solo puede ocurrir que el primero esté incluido en el precio de venta. Como hemos dicho, seguramente los talleres independientes puedan hacer el servicio al coche, las mismas intervenciones. Los costos son ciertamente más bajos, pero lo importante es estar seguro de la experiencia de los mecánicos y sus habilidades.

Tenga cuidado de evitar hacerlo usted mismo, nunca es una buena solución. Si no cuentas con el equipo necesario y profesional y sobre todo no tienes la experiencia adecuada para este tipo de trabajos, el riesgo es hacer daño y cometer errores que pueden derivar en problemas muy costosos de solucionar posteriormente. Así que el consejo es pagar el precio justo que merece un profesional y evitar hacerlo uno mismo.

Cuanto cuesta

el servicio de coche no tiene costo fijo, Lo mismo para todos. Depende de diferentes factores, como el tipo de máquina y la marca del fabricante, además de la cantidad de elementos que eventualmente se reemplazan y la necesidad que encuentra el mecánico de realizar intervenciones inesperadas.

Entre artículos de gastos comunes a todos los vehículos en general encontramos:

El servicio obligatorio también puede incluir la sustitución o mantenimiento periódico de otros elementos como bujías, limpieza de la válvula EGR o del FAP (Filtro de Partículas de Coche Diesel) o incluso el cambio de la correa de distribución.

También están incluidos en el costo del cupón. control de nivel anticongelante, aceite de frenos y líquido lavaparabrisas. El gasto incurrido por el cupón también puede cambiar en función del precio propuesto para la mano de obra y el de los repuestos. Normalmente en los concesionarios y talleres autorizados la mano de obra cuesta más, llegando incluso a los 40-50 euros la hora, mientras que un mecánico independiente suele cobrar unos 25-30 euros la hora.

Otro tema para los repuestos, ciertamente los originales suministrados por distribuidores o talleres autorizados cuestan más que otros que se ofrecen como alternativa. Elegir ahorrar dinero tanto en mano de obra como en repuestos puede ser riesgoso, la calidad de las intervenciones y componentes puede no cumplir con los estándares del fabricante.

¿Qué pasa si no lo haces?

Como hemos dicho, la ley no impone obligación alguna en cuanto al servicio del automóvil, pero se recomienda estrictamente hacerlo en los intervalos recomendados por el fabricante para no perder la garantía y sobre todo para mantener el coche siempre funcional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.